cuidado de la piel

Piel seca, Piel grasa y Piel mixta – Mejores Consejos

Comparte!!!

¿Cómo tratar la piel seca, la piel grasa y la piel mixta para tener una piel saludable? La solución a tus problemas dermatológicos aquí debajo!

1 Piel grasa

piel grasa

Llamamos piel grasa al exceso de sebo que se acumula principalmente en la cara. Piel gruesa, puntos negros, piel excesivamente brillante, poros abiertos y bultos de grasa son algunos de los indicativos que tenemos este tipo de piel.

Es conveniente ser constante en el cuidado de la piel en especial con el cuidado de la cara es aconsejable usar un gel exfoliante para este tipo de piel si queremos acabar con los odiosos puntos negros.

Este tipo de producto se aplica con un masaje por la cara especialmente en la zona de la nariz y la frente, tras él nos aclararemos la cara con abundante agua.

Podemos usar también una crema hidratante pero que esta sea libre de aceites o grasas para evitar agravar el problema.

La higiene es una parte muy importante para mantener una piel saludable, una limpieza facial diaria ayuda a eliminar las imperfecciones y el exceso de sebo del rostro. Las máscaras de arcilla verde son un gran aliado para combatir el acné y las pieles grasas en general.

También nos ayudarán enormemente las mascarillas de fresas o de avena.


2 Piel seca

piel seca

En este tipo de piel al contrario que en la piel grasa o en la piel mixta no es conveniente usar geles exfoliantes que puedan abrasar nuestra piel reseca y con ello agravar más la sequedad.

Tampoco os aconsejo usar vinagre de manzana si tenéis además la piel muy delicada, ya que puede crearos irritación. Lo mejor en este caso es usar cremas hidratantes 2 veces al día por la mañana y por la noche.

No solo hay que hidratar la piel para que pierda ese aspecto a sequedad, hay que nutrirla también. Podemos usar aloe vera para masajear las zonas afectadas o cualquier tipo de aceite vegetal.

Vuestra piel os lo agradecerá y el problema desaparecerá pronto.


3 Piel mixta

piel mixta

La piel mixta al igual que la piel grasa requiere de una higiene adecuada. Sobre todo para eliminar los excesos de sebo de la piel que se acumulan mientras dormimos. Así que no olvides hacerte una limpieza de cara diaria, hay geles exfoliantes específicos para este tipo de pieles.

Un consejo muy útil para tratar los bultos de grasa y las imperfecciones de la piel es humedecer un algodón en vinagre de manzana y agua (2 partes de agua por 1 de manzana).

Lo aplicaremos como si nos limpiarnos con el la cara, humedeciendo bien todas las zonas mas afectadas de la cara. Lo haremos dos veces al día, por la mañana al levantarnos y antes de irnos a dormir.

Verás que tu piel mejora visiblemente al cabo de unos días de aplicación.

Como con la piel grasa podemos usar también cremas hidratantes. Siempre que estas no contengan lípidos de ninguna clase nos ayudarán al cuidado de la cara. También podéis aplicaros una mascarilla de linaza que es apta para cualquier tipo de piel.

Comparte!!!

2 comments

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *